Supernova

He estado mucho tiempo encerrada en mí misma. En mi centro. Apretándome el estómago cada día al salir de casa, mientras caminaba por la calle, sin tener consciencia de a dónde ir. He estado presa de la ansiedad, de la apatía y de la angustia. Encadenada al miedo, mientras soportaba el peso del mundo, sintiéndolo a cada segundo sobre mis hombros. He estado mucho tiempo intentando expulsar lo que llevo dentro escribiendo o a través de la música. He roto las cuerdas de mis instrumentos varias veces por la tensión que acumulaba en ellas, porque me dejaba llevar por la presión que surgía de dentro. Una fuerza inmensa y dolorosa que con cada cosa que hiciera, intentaba salir. Intenté controlarlo por todos los medios posibles, hasta con los más nocivos. Pero nada funcionó.

Seguí tragando y tragando, apretando el estómago y acumulando la tensión, hasta que mis nervios destrozaron mi aparato digestivo y pusieron mis conexiones en alerta las 24 horas.

Eres una chica nerviosa. Eres una rayada. Eres una agonías de la vida. Bah. Esas palabras se me clavaron como dagas. Pero la verdad, ¿qué sabrán ellos de cómo funciona una mente enferma? Lo que es vivir en un estado depresivo/activo las 24 horas, donde los altibajos emocionales son tan habituales como respirar.

Bah.

Exploté.

Un día escuché que alguien decía que algunas estrellas nacen después de reventar.

Todo cambia. Todo fluye.

No juzgues. Sólo observa. Algún día verás una nueva Supernova.

17498840_651321411718864_1491079706525719304_n

Anuncios

One thought on “Supernova

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s